Kätlin Kaldmaa (Estonia)

Kätlin Kaldmaa es una poeta, escritora, traductora y crítica literaria estoniana. Ha publicado cuatro colecciones de poesía, „Larii-laree“ (1996), „Uno es nada“ (2008), „Mundos no vistos“ (2009) y „El alfabeto de amor“ (2012), dos libros para niños, „Cuatro niños y Murka“ (2010) y „La historia del padre de Alguien Hija de Nadie“, la obra autobiográfica de no ficción „La felicidad es cuestión de elección“, una colección de relatos cortos „ El pequeño cuchillo afilado“ (2014) y una novela „No hay mariposas en Islandia“ (2013). Las colecciones de sus poemas han sido publicadas en inglés, „One is None“ (2014), en árabe „Geography of Love“ (2015), y en finlandés, „The Alphabet of Love“ (2015).

Ha escrito ampliamente sobre la literatura, más que todo sobre la literatura en traducción, y ha traducido más de 50 obras de la mejor literatura de todo el mundo desde las islas de Gran Bretaña hasta América Latina. Entre los autores traducidos se puede encontrar a Jeanette Winterson, Aphra Behn, Michael Ondaatje, James Meek, Ali Smith, Meg Rosoff, Madeleine Thien, Goran Simić y Gabriel García Márquez. Sus poemas han sido traducidos al árabe, alemán, latín, japonés, ruso, inglés, español, finlandés, esloveno, francés y coreano. En 2012 ganó el premio anual de relatos cortos de Friedebert Tuglas. Kätlin Kaldmaa es la presidente del PEN Club estoniano. En el momento está escribiendo su segunda novela.

 

Mi amor se ríe de mi

mi amor se ríe de mi

cuando compro una nueva taza de té para reponer

la que había roto después de 18 años.

es negra

con lunares.

lo que importa es el tamaño.

mi amor se ríe de mi

cuando me voy a una isla, sola, y me encierro en una habitación individual.

es casi un monasterio

y suenan las campanas de la iglesia cada hora.

escribo una novela y tejo un jersey.

termino el jersey.

mi amor se ríe de mi

mientras palidezco delante de gente de sangre caliente

empezando discusiones acerca de salvar a otros.

él dice que en el parlamento de su país

la gente pelea todos los días y hay combates de boxeo.

en mi país la gente no va nunca,

y si van, duermen.

mi amor llora a mis espaldas

cuando es la última noche, y la mañana nos verá en un avión.

por separado, c’est la vie.

al filo del día él escribe

un poema encima de mí, en su lengua.

dice que son palabras mágicas.

yo me río de mi amor.

y lloro. en el avión.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Límite de tiempo se agote. Por favor, recargar el CAPTCHA por favor.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.